Mundo Pandereta

Mundo Pandereta

26 de julio de 2015

Mis impresiones sobre TERMINATOR GENESIS.

Tenía muchas ganas de ver la última entrega de una de mis sagas del cine de acción más favoritas y por fin me he podido quitar ese gusanillo disfrutándola en el cine. Hace unos meses ya hice mi pequeño homenaje a la saga de Terminator aprovechando el estreno este mes de julio de 2015 de la última entrega de la franquicia que funciona a modo de un reinicio de la misma y que me ha dejado muy buen sabor de boca. A continuación mis impresiones de TERMINATOR GENESIS:


*¡OJO SPOILER!

Cuando supe del estreno de esta nueva entrega dude un poco, no por el retorno de Arnold Schwarzenegger del que no tenía dudas, tal vez por el reparto que le acompañaría en esta nueva lucha entre humanos y máquinas, pero la verdad es que me han convencido todos mucho. La elección de Emilia Clarke (la guapísima Madre de Dragones de Juego de Tronos) como Sarah Connor es un acierto y se desenvuelve muy bien en su papel de madre del futuro líder de la resistencia. Es verdad que hay diferencias entre la Sarah Connor de Linda Hamilton y la de Emilia Clarke. Linda era una Sarah Connor mucho más ruda en la segunda entrega de 1991, prácticamente sin sentimientos y muy marcada por ese futuro desolador que les esperaba y mucho más ingenua en la primera entrega de 1984. Emilia Clarke interpreta una Sarah Connor de armas tomar muy preparada para su destino y a la vez sentimental en esta entrega de 2015, sobretodo con su relación paternal con el Terminator "viejo" algo que le da un punto de humanidad a su drama de vida.



Sobre el John Connor interpretado por Jason Clarke era el que tal vez me provocaba más dudas, la verdad es que el resultado es bastante bueno teniendo en cuenta que hay pocas referencias para comparar con otro John maduro, excepto el de la cuarta entrega de 2009 protagonizado por Christian Bale pero que no era aún ese líder absoluto de la resistencia. Este John es radicalmente distinto al que conocíamos por lo que nos contaban en anteriores entregas, el John Connor esperanza de la humanidad y azote de las máquinas cambia cuando es reconvertido por Skynet en el momento de la derrota de la misma, siendo a partir de entonces la esperanza vital de Skynet. 


El Kyle Reese de Jai Courtney de esta nueva entrega es similar al de Michael Beihn de 1984 aunque en esta última entrega cobra aún más protagonismo gracias al cambio argumental, no siendo el único protector de Sarah y dejando de ser un simple soldado raso de la resistencia enviado al pasado, para ser un importante miembro de la misma siendo mano derecha, persona de confianza y amigo de John Connor. 


Y para terminar con los protagonistas principales el T-800, Schwarzenegger en estado puro. Pese a los años mantiene un nivel alto como T-800 algo de agradecer por lo necesario para la saga que es Arnold Schwarzenegger. Debido a ese cambio de la historia original podemos disfrutar de dos T-800 (dos Schwarzenegger) uno joven como el de la entrega de 1984 y otro viejo como el actual. Este T-800 igual que en la entrega de 1991 termina mostrando sentimientos muy humanos gracias a la relación paternal que comparte con Sarah Connor desde que la rescató de pequeña. 



Con respecto a la película he de reconocer que me lo pasé pipa, tiene acción desde principio a fin, dosis de humor y muchos guiños a la primera y a la segunda entrega. Una de las cosas que más me gustó son esas secuencias que nos recuerdan a las primeras dos entregas de la saga. El cambio en la historia dando pie a otros viajes desde el futuro que se acaban encontrando está muy bien traída. Este cambio era otra de las dudas que tenía al respecto pero tras ver la película quedo totalmente satisfecho del resultado. Realizar un reebot de una saga tan importante sin caer en un calco de las anteriores era algo difícil, pero TERMINATOR GENESIS consigue mezclar la línea argumental conocida e hilarla con la nueva abriendo de esta manera un futuro de nuevas secuelas en las que no podrá faltar Schwarzenegger como un actualizado T-800. El nuevo T-1000 es muy fiel al de la entrega de 1991 algo que seguro agradecen los fans ya que es un malo mítico de la saga. Y el nuevo Terminator en la piel de John Connor es una evolución tecnológica muy buena, nueva hasta fecha en la saga y que se adapta perfectamente a nuestros tiempos.



En general estamos ante una gran entrega, para mi, prácticamente desde la segunda de la saga. Un reinicio que seguro convencerá a los fans porque no rompe con la historia original, pero si que le aporta un cambio necesario para volver a empezar. Si no la has visto aún no lo dudes ya que pasarás un rato buenísimo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si quieres comentar adelante, pero siempre con respeto. ¡Gracias!