12 de mayo de 2017

Mis Impresiones sobre MAGGIE.

Hacía tiempo que tenía mucho interés en ver esta película. Leí mucho acerca de MAGGIE, una película del género zombie pero distinta y eso me atraía sobremanera. No voy a mentir, la participación de Arnold Schawarzenegger en un drama con zombies y a la vez una cinta de cine de autor, era una combinación que me llamaba muchísimo. Cosas de la vida tardé mucho en disfrutarla, algo que empieza a ser común en mí, pero como es una película que realmente llevaba esperando ver desde mucho antes incluso de su estreno, he decidido escribir Mis Impresiones sobre MAGGIE. Te adelanto que si esperas encontrar una de esas entregas gore de zombies asesinos, comedores de carne caliente, con un Schwarzenegger armado hasta los dientes para defender a los suyos y al pueblo... no la veas, es un drama en toda regla. ¡Ah! Y que hay SPOILERS que pueden aguarte la experiencia si aún no la has visto.


* OJO SPOILERS

Enero de 2016 fue la fecha en la que se estrenó por fin MAGGIE en nuestro país, y digo por fin porque su estreno creo recordar que se retrasó bastante respecto a otros países. La cinta es la opera prima como director de Henry Hodson y tiene como gran tirón a un Arnold Schwarzenegger que aceptaba co-protagonizar y co-producir esta película en si economicamente modesta, practicamente el presupuesto es muy posible que fuera destinado a parte del reparto, y que lo sumergía en un registro al que no nos tiene acostumbrados como es el del drama.


MAGGIE nos centra en una familia rural en un mundo azotado por una epidemia que casi acaba con todo. Un virus que a quién infecta mata lentamente hasta convertirlo en algo peligroso. Las autoridades sanitarias internacionales han conseguido contener el virus a duras penas e incluso estudiarlo, pero aún les queda mucho para entenderlo mientras el mundo se suma en una crisis sin precedentes. 


Esa familia rural que vive en una granja es en la que encontramos a Wade Vogel (Arnold Schwarzenegger), que lleva unas dos semanas tras los pasos de su hija mayor Maggie (Abigail Breslin) que se marchó a la ciudad sin tener en cuenta los riesgos que conlleva eso. Tras ese tiempo Wade recibe la noticia de que su hija está ingresada en un hospital cercano. Al acudir descubre que Maggie a sido infectada. Al volver a casa Wade y su familia tendrán que afrontar el destino final de Maggie y, a su vez, Maggie afrontar y experimentar una serie de cambios encaminados a dejar de ser quién es, con el peligro que representa para su propia familia.



He leído críticas de todo tipo y es que el género zombie en mucha gente no acepta otra cosa que muertos vivientes comiéndose a gente sin parar. Con MAGGIE los zombies son una excusa, igual que lo son en THE WALKING DEAD donde su creador buscaba ahondar en las relaciones de una serie de personas sometidas a una gran presión como podría ser un apocalipsis zombie, un ataque nuclear o cualquier otra debacle que llevara al límite al ser humano. MAGGIE narra un drama algo lento pero que a mi me cautivó gracias a la interpretación de Schwarzenegger, que transmite esa desesperación de un padre que sabe que al final perderá a su pequeña, pero que lucha contra todo con la esperanza de recuperarla y tenerla más tiempo junto a él, mientras por otro lado se hace a la idea de que debe brindarle un final a su propia hija. La interpretación de Schwarzenegger le valió excelentes críticas que descubren a un actor que, tal vez en su madurez, está en el momento idóneo para continuar provando con el drama. Te sientes identificado con su dolor y su amor. 


Con Maggie me sucedió algo parecido aunque distinto. En la interpretación de Abigail Breslin encontramos a una adolescente que poco a poco se hace a la idea de lo que es y lo que pierde. Muy apagada es posible que transmita menos, pero realmente habría que ponerse en la piel de una adolescente que descubre que ya está muerta. Tanto uno como el otro desprenden una gran conexión que en mi opinión llega al espectador.


En lo que respecta a la historia en si, he leído por ahí que podría ser perfectamente el drama que se vive en cualquier familia, en la que una enfermedad mortal destruye poco a poco la salud de un ser querido. Y tiene toda la razón, llámale infección zombie, cáncer... da lo mismo porque el drama es ese, pero la forma de describirlo posiblemente sea lo que más convence y es que el director se toma su tiempo, con planos sombrios y colores apagados que reflejan la tristeza en el ambiente. De lo mejor de MAGGIE es la relación entre padre e hija en la que se centra el drama.



Hasta aquí Mis Impresiones sobre MAGGIE, espero que hayamos coincidido en algo. Si aún no la has visto te animo a que la veas, yo no soy de dramas pero quise darle la oportunidad a MAGGIE y me convenció. Si ya la has visto recomiéndala, porque realmente merece la pena ver cosas diferentes en el género zombie tan de moda últimamente.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si quieres comentar adelante, pero siempre con respeto. ¡Gracias!